lunes, 7 de septiembre de 2009

Music




Llegas a la habitación cuando se pone el sol.




Suspiras pero no estás cansado…más bien saturado.





Esos días ya sabes cómo van a terminar así que inconscientemente piensas “hoy voy a dormir bien, que le den al insomnio”



A media luz, con la ventana abierta, la farola estropeada parpadeando, la noche arropándote…


Y por último la música


(Amo la música)

No importa cuál sea, eso depende tanto del día, de la hora y de las razones por las que has acabado, otra vez, así.

Lo que importa es que sea capaz de fundirse con el humo y que llegue a tus pulmones con cada calada.

Respirando música.

Música y humo…benditos ambos.


Sabes que no eres un buen ejemplo

Sabes que es andar por encima de la línea que separa lo peligroso de lo divertido.

Lo sabes...

Pero tenías demasiado sueño, demasiadas ganas.

Necesitabas dejar de escuchar, necesitabas de nuevo que la razón ganase…

Necesitabas frío...ahora ya piensas con más claridad:






Nunca lo olvides: así debe ser, digan lo que digan, arda lo que arda.

3 comentarios:

Valkyrie dijo...

Descansa en paz, yo te incinero.

Fuego camina conmigo.



"Yo, que tantos hombres que he sido, no he sido nunca aquel en cuyos bradzos desfallecías"

Yuki dijo...

frío

Eme dijo...

El insomnio es un golpe en el higado*

Me hago mañas para dormir*

besosdulces*