jueves, 11 de junio de 2009

Juegos de Cartas

Y qué importará, qué más dará ya…

Tantas horas, días, meses, años…

Sea lo que sea

Fuera lo que fuese

Hace mucho que dejé de entenderlo, o al menos de decirme a mi misma que lo entendía.

Quizás no sea tan complicado, como siempre sucede será más sencillo de lo que parece, lo que pasa es que las matemáticas nunca fueron lo mío.

No quiero más números, a mí los juegos que me gustan son los de cartas, sólo números del 1 al 12.

El uno el que más vale, después el 3 y luego el 12, que son las figuras las que mandan y no la cifra.

Copas, bastos, espadas y oros o quizás Corazones, tréboles, diamantes y picas.

Y puestos a pedir, prefiero los juegos en los que los ochos y los nueves no participan, que sólo complican las cosas.

2 comentarios:

Yuki dijo...

al fin y a cabo, cada carta, es como una persona ;)

Lαu dijo...

¡Qué importa si los juegos de cartas no tienen lógica! Acaso no es mejor así?...
^ ^